Entradas

LA HUELLA HUMANA I. Huella de carbono.

Imagen
Este es el primero de una serie de artículos haciendo un cálculo muy, pero que muy informal de la huella ecológica del Hombre. Que nadie se enfade, el artículo está en un evidente tono de humor, intentando ser lo más instructivo posible y generar conciencia sobre la realidad del impacto de nuestra vida cotidiana. Que nadie se espere que me ponga a fijar de forma seria el sistema de producto o la unidad funcional, pues tampoco toca.

Empezaremos con una reflexión, y es que pasamos por este mundo generando una huella en todos los ámbitos de la vida, queramos o no. Lo suyo es pasar siendo constructivos, buenas personas y dejando un impacto positivo en todo lo que te rodea, pero hasta los más buenos dejan hoy por hoy una huella negativa en su entorno. Un débito que heredan las generaciones futuras, sobre las que descargamos la obligación de su compensación.

Esta huella ambiental tiene múltiples facetas, y ese será el objetivo de esta serie de artículos: Realizar un cálculo somero de cad…

SENSORES LOW COST, ¿PARA QUÉ?

Imagen
La manía por el control y seguimiento de parámetros y la medición de todo lo que nos rodea ha llegado a todos los ámbitos de nuestra vida. Buena parte de esta tendencia viene comandada por los sensores Low Cost que permiten monitorizar multitud de variables, y la cada vez más intersticial IoT (Internet de las Cosas), que nos da acceso y control sobre estos equipos.

El Medio Ambiente no iba a ser menos, y buena parte de estos sensores Low Cost están empezando a aterrizar en multitud de aplicaciones ambientales. La nueva sensorización de bajo coste, junto a tendencias como el big data, los drones, etc, están dando al control ambiental una nueva vuelta de tuerca que tiene muy buena pinta.

Y es que estos nuevos sensores aportan interesantes utilidades a diversas áreas, y abren nuevas puertas en el control y seguimiento ambiental de los más diversos sectores, permitiendo una extensión del control desconocida hasta el momento, y por consiguiente una mejora en la explotación.

Os pongo…

VAMOS A CONTAR MENTIRAS, TRALARÁ

Imagen
No hay cosa que más nos saque de nuestras casillas, a los que nos dedicamos a esto del medio ambiente, que el hecho de que se banalice o se utilice de forma torticera, inexacta o deliberadamente errónea un dato, una idea, o un hecho ambiental, para vender un producto o dar una imagen que no se corresponde con la realidad.

Es lo que se suele denominar como Greenwashing, un fenómeno del que ya os hablé en su día en el Blog, y que presenta otras variantes como el Astroturfing, el bluewashing o incluso el Deep Greenwashing que practican algunos lobbies. Tampoco quiero extenderme, porque suficiente lo hice ya en su día.

Soy consciente de que en muchas ocasiones estas prácticas son involuntarias, movidas incluso por la buena voluntad de quien quiere hacer algo que tenga que ver con eso que llaman "medio ambiente", y causadas por un desconocimiento profundo de los temas que se abordan. También soy conocedor de otras ocasiones, en la que, al considerar que el fin es objetivamente m…

POR QUÉ NO FUNCIONA EL PROTOCOLO

Imagen
El pasado mes de noviembre publiqué un artículo en el que analizaba matemáticamente la evolución en el comportamiento de las concentraciones de NO2 antes y después de la aparición del famoso “Protocolo Anticontaminación”. Un protocolo que el propio Ayuntamiento de Madrid reconocía poco después que se quedaba corto y que necesitaba reformarse.

No fueron pocas las críticas que recibí en su momento, al igual que las alabanzas, y lo mejor de todo es que nadie quedó impasible ante el análisis y sirvió para generar debate. Mi intención ahora es retomar el debate generando un nuevo análisis. En esta ocasión mi intención es demostrar cómo evoluciona un episodio de NO2 y cómo se aplica el famoso protocolo. Así podemos analizar y conocer en profundidad dónde están los posibles errores y cómo se podrían mejorar los procedimientos a aplicar.




Insistir de nuevo, en que esto no es ni una crítica política ni nada similar (aquí no se salva casi nadie a la hora de hablar del binomio medio ambiente…